Ciudad Oculta | “Ellos son nuestro barrio en el cielo” – Mural en homenaje a lxs fallecidxs por COVID-19

En el aire de CuareAntena, en Radio La Milagrosa, dialogamos con Padre Gastón Colombres, párroco de Ciudad Oculta donde el día de ayer se llevó a cabo la jornada en homenaje a los fallecidos por COVID-19.

Escuchá la nota completa acá:

 Martes 3 de Noviembre del 2020
CuareAntena de Lunes a Viernes de 14 a 16hs

El día de ayer, en el marco del Día de Los Difuntos, en el corazón de Ciudad Oculta se llevó a cabo una jornada en honor a lxs fallecidos por COVID-19 que consistió en pintar un mural con sus nombres y la celebración de una misa.

En diálogo con el Padre Gastón Colombres dio cuenta que “ayer fue el día de los fieles difuntos y nos  parecía importante, este año especialmente, en el que partieron muchos vecinos queridos de nuestro barrio y las familias de los fallecidos no los pudieron despedir como estamos acostumbrados. Por eso quisimos  inaugurar  un mural en la calle de la feria del barrio, para recordar a todos los seres queridos que partieron este año por el Covid”.

Fuimos acompañando a las familias durante todo el año y les ofrecimos este espacio para que ellos también se sientan acompañados y que el nombre de cada uno de esos vecinos quedase formando parte de la gran familia de Ciudad Oculta y pudieran quedar grabados en esa pared emblemática de nuestro barrio” expresó.

“El mural cuenta con una imagen del Elefante Blanco, una de la virgen del Carmen y está el nombre de nuestro seres queridos.  Nos parecía que tenía que estar en un lugar bien visto por todos, por eso fuimos hablando con los vecinos cercanos y esa era una pared que ya tenía mural de la iglesia, que estaba hace varios años” explicó el Parroco y comentó quenos pareció lindo ese lugar porque al ser la calle de la feria, donde entra y sale gente todos los días y los domingos camina mucha más gente, que todos puedan verlo y sentirse cerca del mural, que expresa mucho la fe de nuestro barrio, la unidad y que muestra a nuestro barrio como nuestra familia”.

Respecto al contexto transitado durante este año, el Padre Colombres expresó que “ es impresionante que ya estemos en noviembre. Fue increíble la cantidad de cosas que hemos vivido como barrio y como familia, desde los problemas económicos, los aislamientos, los problemas de salud y los fallecidos. Pero también son muchas cosas que han sacado lo mejor de nuestro barrio porque se ha vivido una solidaridad y, si bien esta pandemia nos golpeó por todos lados, nosotros como parroquia y como comunidad que hace años que viene trabajando y está presente en el barrio en distintas actividades para chicos, jóvenes, también para abuelos y para personas en situación de calle” y resaltó que “por eso este año tuvimos que replantearnos un poco, ya sea desde la apertura de comedores a la apertura de algunos hogares para abuelos o para los pibes en situación de consumo problemático y así fuimos abriendo nuevas puertas para acompañar a todo el barrio, en las distintas necesidades que nos parecían fundamentales, ya que nuestro barrio se veía golpeado por la parte económica y por la salud, así que aquí estamos para acompañar a cada una de las realidades”.

Se ve una fuerza y un empuje de la comunidad para rebuscársela y así se hacen ollas populares con la ayuda de distintos vecinos, para llevar un plato de comida a las mesas y la iglesia también de distintas maneras cuenta con la fuerza de la comunidad y con la ayuda de mucha gente fue logrando esto, de poder acompañar y estar presente donde están las personas que más necesitan del barrio” sostuvo.

Respecto a la jornada explicó que había mucha emoción ayer en las familias y en todo el barrio por este gesto, este humilde homenaje que le rendimos a ellos, a esas familias que tanto lucharon y la pelean en este año y les tocó perder un ser querido. Fue muy emotivo y las familias estaban  agradecidas y como es típico de nuestro barrio, algunos trajeron algo para compartir, ya sea comida, algunas gaseosas, chipa y pudieron compartir entre todos en el medio del dolor, pero con mucha unidad y mucha fe. Porque nosotros creemos realmente que los seres queridos están en el  cielo y de esa forma lo expresa el mural, porque nosotros decimos que Ciudad oculta ya tiene un pedacito de cielo y ellos, los que partieron son la Oculta, son nuestro barrio en el cielo y un día nos vamos a reencontrar”.

Colombres destacó la tarea de los muralistas y resaltó que “ellos son trabajadores extraordinarios que conocemos desde hace mucho tiempo. Son de Gonzalez  Catán, del grupo Cruz del sur, que siempre cuando uno tiene una idea así, acompañan mucho a la iglesia y supieron expresar, con mucha emoción y con mucha dedicación, lo que nosotros queríamos demostrar al barrio. Ellos lo vivieron así también y se emocionaron porque fueron charlando con los familiares, que les pedían que corrijan el nombre y lo hacían con mucha delicadeza y cariño, entonces compartieron con la misma familia y eso creo que eso lo más lindo, porque no es solo venir y hacer, sino también poder compartir un poco ese agradecimiento de la gente”.

Nosotros sabemos del dolor y de la tristeza de perder un ser querido, pero también creemos que la fe nos sostiene y que hay una vida después de la muerte, una vida en el cielo y que un día todos nos vamos reencontrar. En este año difícil de pandemia que pasamos perdimos muchos seres queridos y creemos realmente que ese dolor de no poder despedirse el mural lo expresa bien, porque frente al dolor no hay respuesta ni palabras, pero ante la pérdida de un ser querido la luz de la esperanza y la fe nos sostienen, al pensar que un día que todos juntos nos vamos a reencontrar en el cielo” concluyó el párroco en el aire de Radio La Milagrosa.

 

Gracias por calificar! Ahora puedes decirle al mundo como se siente a traves de los medios sociales.
Lo que acabo de ver es..
  • Raro
  • Asqueroso
  • Divertido
  • Interesante
  • Emotivo
  • Increible

Deja Tu Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*